ACTUALIDAD
Información general Comienza en Buenos Aires una nueva edición de la Feria del Libro.
Economía El gobierno autorizó un aumento de 7,5% en las prepagas a partir de junio
Economía Una familia tipo necesitó en marzo $17.867 para no ser pobre, según el Indec
Política Piñera llegó a Buenos Aires para una visita de Estado de dos días
Política Oficialismo frenó en Diputados los proyectos contra aumentos de tarifas
Política Peña acusó a la oposición de "hacer demagogia" con proyectos para moderar tarifas

Arancedo: “Nuestro peregrinar presenta un motivo de reflexión por el valor de la vida”

En su última homilía como arzobispo de Santa Fe, en la Misa central de la celebración de la Peregrinación a Guadalupe, Monseñor Arancedo puso a los pies de la Virgen el cuidado de la vida en nuestra Patria.

Locales
DOMINGO 15 DE ABRIL DE 2018

Miles de fieles se congregaron el fin de semana a la Basílica, para celebrar la 119 Peregrinación a la Virgen de Guadalupe. Los momentos más emotivos se vivieron, como todos los años cuando la imagen saió de su camarín, detrás del altar, para recorrer las calles junto a su pueblo y luego participar de la Misa, en un altar montado al aire libre en la plaza Padre Trucco.

Durante su homilía en la celebración central, Monseñor José María Arancedo dedicó un importante párrafo a la defensa de la vida, en una año especial, donde se discute en el Congreso de la Nación la despenalización del aborto.

El Arzobispo de Santa Fe dijo que “nuestro peregrinar presenta este año un motivo de especial reflexión y oración respecto al valor de la vida.

"La despenalización del aborto no es un tema primariamente religioso, pero debemos asumir una postura clara: defendemos la vida de la madre y del hijo. Estamos ante una verdad humana que compromete nuestra fe en un Dios que nos ha creado como seres espirituales con un horizonte trascendente. Aceptar que desde la concepción hay vida humana, exige la existencia de una ley que pare ser justa debe protegerla", sostuvo.

"No somos dueños de lo que ya tiene identidad y autonomía aunque esté en camino a su independencia y madurez. Ello es parte de su vulnerabilidad, nuestra libertad no tiene derecho a disponer ni a destruir la vida humana. La vida naciente, no puede quedar por lo mismo librada a una decisión personal. No estamos ante un acto privado sin consecuencias jurídicas y culturales. Es necesario y urgente crear las condiciones sociales como los medios de prevención en el marco de una educación sexual integral que permita asumir desde una libertad responsable una decisión de respeto a la dignidad de la vida que se inicia. Junto al cuidado de esta vida por nacer debemos acompañar y no condenar a la mujer, ella también es víctima. El aborto nunca es una solución, siempre será un drama”, agregó.

Arancedo dijo también que “con mucha claridad Francisco en su reciente exhortación apostólica afirma: La defensa del inocente que no ha nacido debe ser clara, firme y apasionada, porque allí está en juego la dignidad de la vida humana, siempre sagrada".

Finalmente concluye que "es sagrada la vida de los pobres que ya han nacido”.

En el final de su homilía y casi a modo de despedida Arancedo dijo: “quisiera poner en este día,  aquí en Santa Fe, cuna de la Constitución Nacional, y a los pies de nuestra Madre de Guadalupe, el cuidado de la vida en nuestra amada Patria”.

Y terminó recomendando: “Cuiden este camino providencial de la fe que han recibido con la devoción a nuestra Madre de Guadalupe, es una riqueza religiosa y cultural de Santa Fe, abierta siempre a todos nuestros hermanos”.


× Inicio Deporte 9 Locales Variete En Estudios En La Calle Servicios Historia Programación Publicidad