ACTUALIDAD

Información General: Se presenta oficialmente la 8ª fecha del Súper TC2000 en Santa Fe | Locales: Saglione sobre la eliminación del fondo sojero: "va a impactar" en municipios y comunas | Política: Gobierno convocó a empresas y gremios a firmar un acuerdo para cuidar el empleo | Información General: Cinco heridos tras intento de motín en la cárcel de La Rioja | Información General: La Corte Suprema ordenó que Milagro Sala vuelva a prisión domiciliaria | Información General: Cifras que duelen: hubo 139 femicidios durante el primer semestre de 2018 | Política: Con el PJ dividido, el Senado debate los allanamientos a Cristina Kirchner | Economia: El Gobierno oficializó los cambios en las retenciones y la eliminación del Fondo Sojero |

 En vivo

Radio LT9

La línea piensa

Cristina Sardoy, Florencia Wagner y Claudio Pedraza exponen en la 11º muestra del proyecto “La línea piensa”, dirigido por Luis Felipe Noé y Eduardo Stupía en el Centro Cultural Borges de Buenos Aires. Habrá una charla con los artistas y luego será la inauguración.
Muestras y ferias
El proyecto “La línea piensa” dirigido por Luis Felipe Noé y Eduardo Stupía en el Centro Cultural Borges de Buenos Aires llega por décimo primera vez al Museo Municipal de Artes Visuales “Sor Josefa Díaz y Clucellas” (San Martín 2068). La edición reúne a Cristina Sardoy, Florencia Wagner y Claudio Pedraza, quienes participarán de una charla este viernes a las 19.30, para luego inaugurar la muestra. La propuesta es organizada por el Gobierno de la Ciudad con el apoyo de Cervecería Santa Fe y Bocatta, y podrá visitarse hasta el domingo 1º de julio: de lunes a viernes de 8.30 a 12.30 y de 16 a 20, los sábados de 9.30 a 12.30 y de 17 a 20, domingos y feriados de 17 a 20.
 
Cambio de piel
El campo de acción de Cristina Sardoy se nutre de pintura, dibujo, collage, objeto, fotografía, diseño y composición digital. “Sin alardes ni presunciones exageradas, con un estilo que parece tener la frescura del divertimento visual y la espontaneidad amateur pero que exhibe calidad compositiva y colorística, y un muy eficaz empleo de las herramientas del oficio manual y técnico”, la artista despliega “un desfile de festivas combinatorias caleidoscópicas, como si manejara hábilmente un mazo de cartas cuyas fisonomías cambian a medida que se baraja”, describe Eduardo Stupía. “Virtual desconocida para el gran público, Cristina Sardoy trabaja desde hace varios años de manera casi secreta, haciendo de la privacidad y de la discreción no sólo una virtud conceptual sino un verdadero credo estético”, afirma. Para “la organización barroca del espacio” así como para el “emplazamiento del aparato visual a la manera de un rompecabezas estructurado y riguroso”, Sardoy “no vacila en apelar a citas de heterogéneos archivos iconográficos, desde los más prestigiosos hasta los francamente ornamentales y decorativos”, y recurre tanto a las fuentes “de la oferta tecnológica como del reservorio físico de sus propios trabajos bidimensionales y amalgama con una muy lograda soltura la manipulación mecánica como la operación de corte, pegado y ensamblado”.
Sardoy nació en Buenos Aires, donde vive y trabaja. Se formó en los talleres de Ileana Vegezzi, Carlos Fela, Eduardo Cervera y Sergio Merayo, Eduardo Stupía, Juan Astica y en la Asociación Estímulo de Bellas Artes. Es traductora.
 
El caos como estructura
“El caos que constituimos y nos constituye se estructura en ese momento; lo cual no quiere decir que se ordena, sino que se enuncia como tal, a través del que lo asume. Hay períodos en los que el artista sigue un proceso donde cada obra es un capítulo de una enunciación. En ese período el yo es otro. En otras circunstancias, la otredad de sí mismo vuelve a enunciarse en otro nuevo capítulo”, afirma Luis Felipe Noé, y pone a Florencia Wagner como ejemplo de lo enunciado. En “La línea piensa”, la artista muestra “diversas circunstancias en las que su caos, dentro y fuera de ella, hace que “el cobre se despierte clarín”. En la serie ‘Laberintos’, Wagner crea “un diminuto personaje que se enfrenta a edificios tumultuosos, escaleras repetidas, abismos, calles que no lo llevan a ninguna parte, puertas cerradas, puentes al vacío. Se ve reflejado ante laberintos urbanos y humanos. Simboliza ese deambular por el mundo, donde nos hallamos abrumados buscando una salida. Florencia, también arquitecta, desestructura aquí estructuras para justamente enunciar de manera paradójica una estructura… la del caos. Este es su tema: lo urbano desestabilizado, y el eco que ello repercute en el ser humano”. La serie “colapso” también se mueve en ese territorio urbano y caótico, y las series “Nuestros microorganismos”, “Bacterias”, “Desintegrándonos”, “Pausas” y “Latidos” siguen el movimiento del eco. “La síntesis entre ambas se halla en la serie ‘Estratos subyacentes’, donde exhibe el parentesco estructural entre lo urbano y los microorganismos que nos rodean”.
Nacida en Tucumán en 1975, Wagner es Arquitecta por la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la Universidad Nacional de Tucumán. Estudió pintura con el pintor español Gerardo Ramos Gucemas en 2002. Trabajó en el estudio Clorindo Testa. Asistió al Seminario de análisis de obra de Luis Felipe Noé, en 2008. Desde 1997 realiza activamente exposiciones individuales y colectivas, en el país y en el extranjero.
 
Fantasmas y otras existencias
Claudio Pedraza pertenece a “esa envidiable clase de artistas cuyo lenguaje respira felicidad”, dice Stupía, y explica que “el niño que hay en Pedraza no tiene edad, salvo la edad de una subjetividad candorosa que, sin embargo, se despliega según un método riguroso. La frescura de su expresividad se basa en una suerte de simpleza en plenitud, donde las derivaciones gráficas de un espíritu sensible se conectan con cierta arquitectura de formas esenciales”. El artista usa “pluma, tinta acuarela, acrílico, lápices de colores, actuando sobre diversos soportes y superficies, apelando a páginas y recortes foráneos que ingresan extraídos de las más variopintas fuentes impresas”, y así su “universo circense y funambulesco de figuras, personajes, fisonomías, íconos narrativos, de signos y símbolos tan misteriosos como juguetones, surge en la página como una cartografía orgánica, un peculiar e inesperado alfabeto de muy diversos componentes, que a veces establecen con el espectador una relación temática directa, casi inmediatamente afectiva y, en otras, desvían la lógica amable en meandros de incógnitas geometrías, ornamentos y laberintos”.
Pedraza nació en José Mármol, Provincia de Buenos Aires, en 1961. Es egresado de la escuela de Bellas Artes Manuel Belgrano. Participó junto a Alfredo Benavidez Bedoya y Daniel Santoro en la acción de pagar la deuda externa con “dólares” artísticos.  Ejerció la docencia y presentó distintas exposiciones en el Fondo Nacional de las Artes, el Palais de Glace, la Galería Mar Dulce, en “Ny Art Book Fair At Moma Ps1”, la Galería Untlited, en Rotterdam; Rotterdam Contemporary Art Fair in Cruise, Terminal Rotterdam; y el Museo Sívori. Sus obras integran colecciones privadas de Argentina, California, Holanda y España.
 

  • 18/05/2018 19:30:00
  • 01/07/2018
  • viernes 18 de mayo a las 19.30 hs. Hasta el 1 de julio
  • Museo Municipal de Artes Visuales 'Sor Josefa Díaz y Clucellas'
  • San Martín 2068
  • Santa Fe

Calendario

ONDA 9 S.A - 4 de Enero 2153 - (0342) 410 9999 3000 Santa Fe Argentina